Page 6 - Demo
P. 6

XIII Congreso Nacional e Internacional de Odontología Dedicada: Dra. Nora Chaves
DRA. NORA CHAVES, EXPRESIDENTA DEL CCDCR
uiero agradecer la deferencia que me ha otorgado la Junta Directiva del Colegio de Cirujanos Dentistas de Costa Rica, al honrar con
mi nombre el XIII Congreso Nacional e Internacional de Odontología a celebrarse en setiembre del 2018.
Este gesto me inspiró a reflexionar acerca de mi historia profesional, donde surge y se distingue la palabra identidad.
Consolidar nuestra identidad como dentistas nos lleva a tener compromiso, respeto y cumplimiento con las leyes, deberes, reglamentos y derechos que nos atañen a todos los profesionales de la Odontología, en el Colegio de Cirujanos Dentistas de Costa Rica. Me devuelvo a mi época de servicio social, realizado por el año de 1975 en Villa Neily, cantón de Corredores.
Esta inigualable
experiencia me llevó a
entender que las personas necesitan ser educadas para valorar el autocuidado; para tener la oportunidad de ser atendidos en la salud oral; a que exijan el derecho a su salud, que tenga fuentes que le provean la promoción de la salud y la protección para no enfermar, así como el mantenimiento y el tratamiento para resolver el problema de la enfermedad oral.
Desde 1976 fui creciendo profesionalmente tanto en mi clínica privada, como en labor Institucional; durante tres años en el Ministerio de Salud, y veinticinco años en la Universidad de Costa Rica.
Rescato especialmente, la excelente experiencia en la UCR donde fui llamada por la Rectoría con el fin de implementar una carrera nueva de Odontología en San Ramón, junto con mi querido profesor y mentor Dr. RonniHirsch en octubre de 1978. De esta primera experiencia universitaria sólo queda el mejor de los recuerdos, alumnos, compañeros profesores, así como el aprendizaje para trabajar en equipo.
Esta oportunidad permitió la integración de diversas materias para generar un elemento de integridad en la salud bucodental, cuyas bases habían sido fundadas en la atención primaria fomentada en el Hospital Sin Paredes, tiempo atrás donde se enfatizaba la promoción de la salud, la prevención de la enfermedad y la atención de la enfermedad bucal.
Todo ello iniciódesdelomássimple
a lo complejo y el aprender haciendo, con saberes
para aplicar lo que el paciente costarricense necesitaba en esa época.
Así también, en 1979, el Decano de la Facultad de Odontología, Dr. José Rafael Garita, otro de mis mentores y muy querido profesor en mi formación universitaria, me llamó a trabajar para la Facultad en un programa comunitario, el cual teníamos que crear, en un ambiente real y en convenio con el Hospital Sin Paredes dirigido por el gran maestro Dr. Juan Guillermo Ortiz Guier.
Ante esta oportunidad, y junto a mi experiencia en el servicio social, se me incluyó en el equipo interdisciplinario de la Facultad de Odontología de la UCR, hoy día Departamento de Odontología Social, con mis queridos colegas Tomas Franceschi, Teresita Aguilar M.; más tarde William Brenes, Federico Hoffmaister, Flor Campos, Octavio Argueta, Mario Rodríguez, entre muchos otros, para que construyéramos desde su inicio un programa innovador, y en consecuencia, los estudiantes tuvieran la modalidad de aprender y desarrollar su quehacer en un


































































































   4   5   6   7   8