Page 9 - Demo
P. 9

Cada uno de estos aspectos son fuentes importantes de diferenciación.
FIDELIZAR ES LO BÁSICO
Fidelizar clientes para un consultorio dental no es lo mismo que hacerlo para una tarjeta de crédito o un restaurante. El paciente confía en el Odontólogo, para que le trate algún problema que tenga o que se le haya detectado.
Aunque la relación es la misma que con cualquier otra persona que le brinde un servicio, podría tomar en cuenta lo siguiente para fidelizar exitosamente a los clientes que ya tengan mucho rato con usted y hasta los nuevos que lleguen en búsqueda de un dentista.
1. El conocimiento es poder:
Captar y almacenar toda la información posible que da el paciente es importante. Es de relevancia conocer sobre sus gustos, necesidades y deseos, para tenerlos presentes durante el tratamiento o los procedimientos que le aplique.
El hecho de acordarse de lo que quiereolegustaledarálasensación de que se preocupa por él o ella.
2. Dar un trato personal:
Las personas valoramos mucho el trabajo personalizado. Desde llamarnos por el nombre hasta dedicarse exclusivamente al paciente y no atender el teléfono por ejemplo. Solo con un trato personalizadoesposibleestablecer una relación de confianza que perdure.
3. Evaluar su satisfacción:
A nadie le gusta que le digan que su trabajo no está del todo bien o hay puntos de mejora. Sin embargo, es necesario preguntarle a los clientes sobre su experiencia en el consultorio. Medir el grado de satisfacción de los pacientes para saber los puntos a mejorar y a
potenciar es un aspecto primordial en cualquier servicio. Pero todavía es más importante aplicar aquellos cambios demandados y hacerlos visibles para quienes los pidieron.
4. No hacerlos esperar:
Hoy día, la mayoría de la gente tiene una agenda muy ajetreada y con poco tiempo disponible para hacer sus cosas. El hecho de esperar en la clínica puede estresar a muchos pacientes, y provocar que entren a la cita de mal humor. Dar un servicio rápido, eficaz y sin esperas es vital para que en el futuro no duden en llamarlo si requieren una consulta odontológica.
5. Solucione los problemas:
Los profesionales cometen errores, sin importar el gremio al que pertenezcan. Errar es de humanos, pero eso no tiene por qué significar la pérdida de un cliente. Cuando cometa un error, acéptelo y propóngale al cliente su solución más inmediata. De hecho la capacidad de aportar soluciones es muy valorada por los pacientes y es una herramienta importante para ganarnos la confianza de ellos.


































































































   7   8   9   10   11